Comino Negro -Nigella sativa-

El comino negro o Nigella sativa es una planta originaria de Egipto que, por sus propiedades para la salud, se expandió a otras culturas como la griega, romana, hacia Asia, Oriente Medio y África, hasta llegar a nuestros días como un potente remedio natural.

Semilla de Comino Negro

Contiene una elevada de concentración de nutrientes y fitoquímicos:

  • Destacan principalmente los ácidos grasos omega 3, 6, 9, y polifenoles como la timoquinona, que juntos trabajan como antiinflamatorios.
  • Aminoácidos: arginina, leucina, … Hasta 8 de los 9 aminoácidos esenciales.
  • Carbohidratos monosacáridos: glucosa y arabinosa.
  • Calcio, fósforo, hierro, potasio, magnesio, selencio y zinc.
  • Esteroles: betacarotenos.
  • Vitaminas: A, C y vitaminas del grupo B.

Beneficios

El conjunto de todos sus componentes nos muestra un alimento que, en la última década, se describe con el término «inmuno-nutrición«. Además es antioxidante (capta los radicales libres) y antialérgico (controlando la histamina).

Tanto las semillas como el aceite de comino negro son una solución natural para afecciones respiratorias, en procesos como irritación de garganta, congestión nasal, bronquitis (el comino negro es broncodilatador). Destaca en el tratamiento del asma. Gracias a la combinación de la timoquinona y los ácidos grasos es una nueva opción clave para el tratamiento de esta enfermedad, porque carece de efectos secundarios. Muchos pacientes dejan el tratamiento alopático por sus efectos adversos.

Hay un estudio realizado en el Hospital Universitario King Abdulaziz (Arabia Saudita), que demostró una reducción de eosinofilia en sangre, que es un marcador importante en los ensayos del asma.

Otros beneficios para la salud se observan en patologías metabólicas, prurito en la piel, mareos, digestión.

La Medicina India Ayurveda utiliza el comino negro por sus extensas propiedades medicinales para la tos, fiebre, mareos, asma, dolores como el dolor de cabeza, de muelas y de espalda, obesidad, diabetes tipo 2, infecciones, inflamaciones, para el sistema digestivo: espasmos gastrointestinales, reflujo gastroesofágico, disentería, así como la hepatitis C (el comino negro es hepatoprotector).

Además de todos estos beneficios, el comino negro se caracteriza por ser:

  • Antibacteriano
  • Hipotensivo
  • Hipolipemiante
  • Citotóxico
  • Aumenta la producción de leche materna
  • Antifúngico
  • Propiedades dermatológicas como en el tratamiento de eccemas, psoriasis y micosis
  • Para el cutis se mezcla 1 cucharada sopera de aceite de comino negro junto a 1 cucharada de aceite de oliva. Aplicar sobre el rostro durante 1 hora.
  • El aceite también se usa en masajes para dolores articulares.

Formas de uso

Podemos tomar las semillas de comino negro masticándolas directamente (1 cucharada de postre diaria) o bien tostándolas y triturándolas. También puede tomarse en forma de aceite esencial, por su contenido en compuestos volátiles (85% del total), que se obtiene por destilación al vapor. Los compuestos volátiles incluyen: p-cimeno, timoquinona, terpinol, alpha-pineno, carbacrol y limoneno. Tienen efectos antifúngicos, antibacterianos y antioxidantes.

La timoquinona es también anticancerígena. Se ha estudiado su efecto sobre todo en el cáncer del colon. Hay otros estudios de su utilidad en la epilepsia infantil.

El aceite de comino negro se puede tomar mezclándolo con la comida (sopas, purés, ensaladas, guisos y salteados).

¿Conocías el uso y propiedades del comino negro?